martes, 27 de noviembre de 2012

Valiente, al olvido

Me dijeron que pusiera algo de tierra bajo mis pies, y llené de arena mis zapatos. Pero es que yo no sabía que habría algo más difícil después de ti, tan grande y abstracto como el torrente de mariposas que acompaña tu risa. Y, ¿Sabes? Deberían haberme enseñado bien inglés, para no confundir to pretend con to be, l'amour fou con l'amour de la rue. Y ahora sonreirás y dirás: "Eso último no era inglés". Pero a mi me dará igual, porque yo sólo quería ver tu sonrisa una vez más.

Y allí ruge el tren, a lo lejos, impaciente por arrancarte de mis brazos.

3 comentarios:

Domeriam dijo...

Por una vez me digno a felicitarte porque esta entrada es maravillosa.

Y sí, he sonreído.

DosBichos dijo...

Ehhh. Genialísima.
De lo mejor de por aquí.

P.

B. dijo...

Aquí está B., que se ha muerto de amor con esta entrada. Sencilla, pero preciosa.

(me instalo, con tu permiso)