miércoles, 6 de junio de 2012

Hell or Heaven?

- Cuántas cosas me habré perdido por miedo..
Ella miraba absorta por la ventana. Le dio una calada a mi voz, y la exhaló en forma de bilis.
- Yo debería saberlo. - Abrí los ojos de forma desmesurada, sorprendido por la colisión de su respuesta.
- Joder, - Aparté las sábanas de mala gana. - odio sentirme como un puto cobarde. Como si todo me quedase grande.
- Pues deja de lamentarte. - Fruncí el ceño y la miré, a punto de contraatacar como un animal abatido que no tiene tiempo ni para lamerse las heridas. Pero ella sonreía, con una mezcla de nostalgia y orgullo, consumida en su propia devoción. - Alguien me dijo una vez que el que no arriesga no gana. Y tenía razón, prefiero vivir arañando el cielo, a morir con la duda en mis entrañas.


¿Qué me dices tú?

3 comentarios:

#SS# dijo...

Persigue lo que quieras y nunca desistas. Si algo no te gusta intenta cambiarlo. Haz todo lo que esté a tu alcance, y si aun así no lo consigues, mira alrededor y aprecia lo que sí te gusta.
Si lo intentas y te caes, siempre tendrás a alguien que te limpie las heridas para que sigas adelante.
Un beso :)

La chica triste que te hacía reír dijo...

¿Yo? Yo soy cobarde, y son ya muchos "los besos que perdí por no saber decir te necesito". Desgracia total.

carmeloti dijo...

Solo que me has hecho vibrar, que estoy con un pasado que disfrazo de peso pluma que me hunde continuamente y un presente en mis manos que estoy sembrando dudas por miedo a un abandono.

Mi suma de miedo, inseguridad y abandono hace que ante cada nueva oportunidad me derrumbe con el peso de todos los anteriores...